Hedera helix

Nombre Común: Hiedra

Nombre científico: Hedera helix

¿Sabías qué?

Sus bayas son venenosas para los seres humanos.

Descripción

 La hiedra son plantas a nivel del suelo progresan extendiéndose, no superando los 5-20 cm de altura. Sin embargo cuando encuentran una superficie apta para trepar; árboles, rocas o estructuras realizadas por el hombre como vallas, paredes o enrejados pueden superar los 30 m de altura. Las hojas de las especies son de dos tipos: las juveniles, que se encuentran en los tallos trepadores son lobuladas y las adultas son enteras y cordadas, en los tallos florales que crecen a pleno sol, normalmente a más de 2 m del suelo situadas sobre las copas de árboles o rocas. Las flores son pequeñas, de un color verdoso amarillento y se agrupan en inflorescencias terminales de entre tres y cinco centímetros de diámetro por umbela. Su néctar es una importante fuente de alimento tardío para abejas y otros insectos. La floración se produce a finales de verano y se extiende a lo largo de todo el otoño. Produce pequeños frutos carnosos de unos 5 a 10 mm, verdinegros, púrpura oscuro o amarillos (raramente) en forma de baya, con 1 a 5 semillas que maduran de finales del invierno hasta mediados de la primavera.

Ecología

 Podemos encontrarla en bosques y roquedos, sobre todo en situaciones sombreadas, en casi toda la Península

Usos

 Las hiedras son de cultivo muy popular en sus hábitats originarios, tanto por su atractivo para la vida salvaje como por su follaje perenne, siendo particularmente valoradas para la cobertura de muros. Se han seleccionado muchos cultivares por su follaje abigarrado y/o formas de hoja inusuales.

© Concello de Santiago
Ir al contenido